Este perrito se enfada con su propio hipo

El vídeo que acompaña este post no podía ser mas adorable, y mirad que es complicado decirlo viendo todo lo que hemos publicado sobre cachorros graciosos. El perrito de esta historia se llama “Buck”, tiene apenas 8 semanas y acaba de descubrir una de las cosas más desagradables que le pueden suceder a un perrito y a un humano: el hipo. ¿Nunca os da la sensación de que el hipo es uno de los mecanismos más incómodos y desesperantes del cuerpo? Pues Buck acaba de encontrarse con su primer ataque de hipo, y la reacción que ha tenido se ha hecho famosa en YouTube, ya que más allá de aguantarlo sin más no se le ha ocurrido otra cosa que enfadarse consigo mismo.

Resulta adorable ver cómo el perrito, que está tranquilamente en el asiento de un coche mientras su dueño le graba, se pone a ladrar y a poner cara de circunstancia cuando siente que esa sensación irrefrenable del hipo va ascendiendo a través del esófago hasta fastidiarle el día. El pobre no puede hacer otra cosa que ponerse a ladrar al aire, mirar a la cámara y hurgarse a ver si encuentra qué es lo que “le está atacando”.


Si bien es bastante curioso no es algo extraño, ya que los cachorros de pocos días o semanas suelen padecer este trastorno. Para evitarlo, quienes tengáis perritos en casa, tomad nota:

  • Tratad de que vuestro perrito no tome agua demasiado rápido.
  • Los cachorros de razas pequeñas no deben estar al frío.
  • Debéis procurar que no estén estresados o con miedos, ya que ésto puede derivar en hipo.
  • También puede deberse a un desorden estomacal, por lo que si es algo frecuente consultad con el veterinario.

Eso sí, lo adorable no se lo quita nadie al vídeo. Compártelo, con los botones de abajo si te gustó.