Cómo hacer el plato de pasta perfecto

La pasta, independientemente de que se trate de macarrones, espaguetis u otros, es uno de los alimentos más recurridos en los hogares y restaurantes, pero que no siempre se preparara como debería. Lo más probable es que a la hora de hacerla lo que hagáis sea poner a hervir el agua con algo de sal, echar dentro la pasta y una vez se haya ablandado, retirarla. ¿Cierto? Pues dejadme deciros que lo estáis haciendo mal, o al menos según el chef italiano Andrew Carmellini, quien en el vídeo que acompaña esta noticia nos explica cómo se hace un buen plato de pasta. Y a decir verdad yo no se si otros chefs coincidirán en ello, pero sólo con ver cómo lo hace dan unas ganas irresistibles de probarlo.

Cómo hacer un plato de pasta perfecto

Uno de los puntos vitales, claro está, es el emplear ingredientes de primera calidad, ya que de otra manera corréis el riesgo de que el resultado no sea el mismo. Una vez dicho ésto vamos a ver cómo se hace es el plato de pasta perfecto:

  1. Lo primero que tenemos que hacer es poner a hervir el agua, como siempre. Y una vez esté en ebullición agregar la pasta. Tenemos que procurar que no se ablande demasiado, ya que de otra manera el almidón de los macarrones (o lo que sea) hará que se convierta en un alimento pastoso al paladar, cosa que no conviene.

Pues bien, de manera simultanea tenemos que tener en un recipiente separado la salsa calentándose a fuego lento (cómo hacerla ya es harina de otro costal).

  1. Una vez saquemos la pasta de la olla donde está haciéndose la vertemos en el recipiente donde está calentándose la salsa, removemos y dejamos que se hagan a fuego lento por un minuto. De esta manera la pasta absorberá el sabor y la jugosidad de la salsa.
  2. El agua que nos ha sobrado a la hora de cocer la pasta, y que la habremos dejado apartada, nos sirve ahora. Cogemos un cazo y lo vertemos sobre la pasta, potenciará el sabor.
  3. Aquí viene un punto un poco personal, pero que dará un resultado magnífico: añadimos mantequilla, aceite de oliva virgen extra y queso rallado a la pasta. Ésto hará que el resultado final quede cremoso y lleno de matices de sabor por todos lados. De querer echarle hierbas aromáticas lo hacemos ahora, ya al final y 30 segundos antes de retirar la olla del fuego.